Rompen la nariz a un autobusero que pidió a un viajero apagar el cigarro electrónico (La Vanguardia)

IMG-20130808-WA006El conductor denuncia la agresión que le propinó el acompañante del fumador ya fuera del bus

BARCELONA, 31 (EUROPA PRESS)

Un pasajero agredió el lunes a un conductor de bus de Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) rompiéndole la nariz después de que el autobusero pidiera al acompañante del agresor apagar el cigarrillo electrónico por molestar a los demás usuarios.

Según han explicado este jueves a Europa Press fuentes de TMB, se trata de una agresión “de características bastante atípicas”, el conductor lo denunció el mismo lunes ante los Mossos d’Esquadra, y la empresa prevé personarse como acusación particular.

La agresión –que ha revelado el sindicato COS– se produjo fuera del autobús sobre las 17.30 horas del lunes en la avenida Diagonal, a la altura de la calle Gandesa, cuando el empleado ya había acabado la jornada laboral y le relevó otro trabajador en un bus de la línea 66.

Un rato antes, y de manera educada, según los testigos, la víctima había pedido al acompañante del presunto agresor que apagara el cigarrillo electrónico que estaba fumando en el interior del bus porque estaba molestando al resto de pasajeros, y el fumador lo apagó.

Existe un vacío legal en cuanto a fumar cigarrillos electrónicos en interiores, pero TMB recuerda que el reglamento de viajeros establece que los pasajeros no pueden hacer actividades molestas hacia los demás usuarios, y el encargado de velar por ello es el conductor.

Cuando la víctima se bajó para hacer el relevo, el acompañante del fumador le interpeló, le agredió y ambos se marcharon, ante lo que el conductor que había tomado el mando del bus, que fue testigo, activó el protocolo de TMB para estos casos.

La víctima fue atendida por el Sistema d’Emergències Mèdiques (SEM) por un fuerte golpe en la cara y la fractura de la nariz, y TMB le ha ofrecido asistencia jurídica mientras que el conductor ha aportado datos de la identidad del presunto agresor (un adulto) y el fumador (un joven), que podrían ser familia.

AGRESIONES A EMPLEADOS

El sindicato COS ha vuelto a quejarse en un comunicado de que los conductores están “totalmente desprotegidos” frente a las agresiones, mientras que TMB destaca que apoya a sus empleados y tiene un protocolo.

Esta queja coincide con la petición sindical de que TMB readmita a un conductor que fue despedido por “repeler una agresión de un pasajero”, según los trabajadores, mientras que TMB asegura que fue el autobusero quien agredió al usuario, según un informe policial.

La empresa asegura que la agresión del lunes y la que citan los sindicatos “no tienen nada que ver”, y defiende que las que reciben sus empleados de autobús van a la baja, de forma que este año hasta septiembre se registraron 19, frente a las 26 del mismo periodo de 2012.

Según TMB, lo más habitual es que se produzcan por discusiones de tráfico y que tengan “consecuencias leves”, y son cifras moderadas teniendo en cuenta que los buses transportan anualmente a 170 millones de viajeros y recorren 40 millones de kilómetros.

Hasta septiembre, se han abierto 28 juicios por agresiones a trabajadores de bus, 14 de los cuales han acabado con condenas para los agresores y el resto con escenarios –como la absolución– que en ningún caso ha acabado con condenas para los conductores de TMB.

Advertisements

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s